Crearme, recrearme, vaciarme, hasta que el que se vaya muerto, de mí, un día, a la tierra, no sea yo...

Juan Ramón Jimenéz


Sonriflor

>> martes, 3 de diciembre de 2013


Es una flor extraña que pocos jardineros conocen. Dicen que su aparición se debe a que en el cosmos dos estrellas colisionan en una danza perfecta anunciando el encuentro de dos seres que al versen saben que caminaran juntos porque así lo quiere el universo. Como dato curioso, esta flor se llama sonriflor porque sus pétalos forman una especie de sonrisa y en las noches de luna nueva sube el agua hasta sus pistilos simulando el efecto en miniatura de las fuentes de agua. Al acercarse a ella uno siente que toda ella se derrama en los dedos. Basta con olerla para que a uno se hinchen los labios.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Cada palabra es un conjuro para espantar la soledad

  © Blogger template Simple n' Sweet by Ourblogtemplates.com 2009

Back to TOP